TransferRoom: la plataforma online con la que Racing apunta a mejorar los préstamos y ventas

TransferRoom: la plataforma online con la que Racing apunta a mejorar los préstamos y ventas

Como si fuese una aplicación de citas, la plataforma sirve para detectar intereses en común y establecer contacto con clubes que en general están fuera del alcance. Sirvió para gestionar dos préstamos y reunirse con 30 clubes. 

Uno de los objetivos principales que se planteó Diego Milito cuando asumió en el cargo de Director Deportivo de Racing se cumplió: la Secretaría Técnica instaló un nuevo paradigma en la búsqueda de futbolistas, que pasó de ser pasiva a ser activa. Antes, la posibilidad de que Racing incorpore un jugador estaba estrechamente enlazada con las opciones que un representante podía ofrecer. Ahora es Racing quien apunta directamente a los mercados para cubrir sus necesidades, con un trabajo de scouting que amplía las posibilidades de elección y detecta talento que para muchos está fuera de alcance. Cerca de cumplir su tercer año de trabajo, la dirección deportiva del club comenzó a trabajar sobre un aspecto que hasta el momento tiene puntos deficitarios: las salidas.

En Racing consideran que así como las incorporaciones pasaron de ser pasivas a activas, las salidas pueden seguir el mismo camino. Desde hace un tiempo a esta parte, el club se acostumbró a prestar jugadores en grandes cantidades (actualmente son 22) como producto de dos causalidades principales. Primero, por antiguas compras ineficientes (ej Meli, Rosales, Patiño). Y segundo, porque a más de un juvenil sin lugar en el primer equipo le empezó a quedar chica la reserva (ej Cuello, Córdoba, Domínguez). En general, los clubes de destino suelen surgir solo a partir de la agenda con la que cuentan los respresentantes y su capacidad para ubicarlos. El problema surge cuando esos equipos no son los indicados para que los futbolistas encuentren un beneficio deportivo a corto plazo, que cuando se trata de jugadores jóvenes también acarrea un beneficio deportivo y económico para el club a mediano o largo plazo. Los casos de Alexis Cuello y Gonzalo Córdoba, cedidos hace un año a Barrcas Central, son ejemplificadores: un extremo y un enganche que fueron a jugar a un equipo que forma 4-4-2, con promedio de edad alto y en una liga de bajo vuelo como es la B Nacional. Entre los dos solo sumaron 178 minutos. Racing encontró en la plataforma TransferRoom una herramienta para clarificar la búsqueda de su nuevo objetivo.

TransferRoom es una plataforma online que salió a la luz en 2017 con la intención de transformarse en el marketplace de futbolistas más importante del mundo. Cuando ingresás a su página web, un eslogan anuncia: “Con la confianza de los tomadores de decisiones de 550 clubes”. No es un detalle menor: en ambos lados de la pantalla, habrá un director deportivo, un jefe de scouting o un loan mánager, es decir, personas que toman decisiones deportivas. Habitualmente, cuando un club quiere incorporar un jugador, el director deportivo se comunica primero con su representante para conocer si tiene intenciones de salir, si le interesaría mudarse de ciudad o cuánto tiempo le queda de contrato entre otras variables. En TransferRoom no hay agentes ni intermediarios, que aunque la plataforma no tenga la intención de reemplazarlos, suelen tener mucho que ver con la dilatación de las negociaciones convencionales.

 

 

Cuando al mundo no lo acechan tantas pandemias, la plataforma organiza congresos con exposiciones en ciudades como París, Ámsterdam, Frankfurt, Milán o Barcelona. Luego de las conferencias, unas 70 u 80 mesas de citas tienen lugar en una habitación. Ahí es donde se negocia. 15 días antes de las fechas de los congresos, los clubes que se anotan para participar revelan sus búsquedas. Entonces todos los usuarios saben qué tipo de jugador busca y ofrece cada uno, y si hay un interés mutuo, a través de la plataforma se puede enviar una solicitud para reunirse, como si se tratase de deslizar un perfil hacia la derecha en Tinder. Actualmente, todo pasó al plano virtual. Cuando hay un match, se abre una videoconferencia de 12 minutos de duración como máximo y hay un límite de 15 reuniones por club. Racing participó de los últimos dos congresos y concretó 30 reuniones, una de ellas con el Hapoel Beer Sheva de Israel, club al que fueron cedidos Marcelo Meli y Mariano Bareiro tras un sacudón de manos virtual.

TransferRoom cuenta con 550 equipos que pertenecen a 83 ligas de 46 países. Además de Racing, entre los argentinos que la usaron se destacan Banfield, Argentinos Juniors, Independiente y Newell´s. A los congresos suelen asistir un promedio de 140 clubes. En la plataforma están cargados todos los jugadores que pertenecen a Racing y desde una pestaña los scouts del club pueden filtrarlos como cedibles, en venta, ponerles precio, etc. En otra pestaña, la que más utilizan, pueden ver qué están buscando otros clubes: es como si hubiesen anuncios, con pedidos de futbolistas en posiciones y con características específicas. Con un click se puede enviar el perfil de un jugador propio a modo de ofrecimiento. El gran beneficio que encuentra la Secretaría Técnica de Racing en esta herramienta es la posibilidad de establecer contacto directo y ágil con clubes que están fuera del alcance de muchos agentes y en los que el desarrollo de la carrera de los futbolistas no se estanque, sobre todo cuando se habla de juveniles. El objetivo es que los jugadores sientan los traspasos como saltos positivos y que estén dadas las mejores condiciones posibles para que todas las partes obtengan un beneficio deportivo y económico. Por ejemplo, Racing ya tuvo reuniones con más de 10 franquicias de la MLS, un fútbol que apunta al mercado argentino y en el que la Secretaría Técnica cree que los futbolistas propios pueden rendir.

Perfil ejemplificativo de un jugador en TransferRoom.

El intento de cambiar la metodología de las salidas responde a una necesidad. Racing tiene que tener un primer equipo competitivo en frentes en los que la inexperiencia es una desventaja. Entonces más de un juvenil que ya tocó el techo de la reserva, no tiene lugar. El desafío es utilizar todos los recursos que estén al alcance, como el profundo conocimiento de las ligas del continente, para encontrar un destino que no ponga el desarrollo del jugador en punto muerto y para no depender exclusivamente de las habilidades de un representante. En el historial, Racing puede agarrarse de un antecedente favorable como para imitar: el de Juan ignacio Dinenno. Tras tres temporadas sin destacarse entre B Nacional y Primera División (Temperley y Aldosivi), salió cedido primero al fútbol ecuatoriano y luego al colombiano, dos ligas en las que abundan las desatenciones defensivas y los goles. Su promedio de gol pasó de 0,12 en Argentina a 0,44 en el exterior y Pumas de México pagó 4,2 millones por su ficha.

CATEGORIA
COMPARTIR

COMENTARIOS

Wordpress (1)